Refugio vs. Asilo Político

 

.

Refugio vs. Asilo Político

 

Los términos “asilo” y “refugio” no son sinónimos: cada uno exige unos requisitos e implica distintos niveles de protección.

En ambos casos, existe la imposibilidad de vivir en el país de origen y la finalidad es obtener protección en otra nación. Sin embargo, ¿cuál es la diferencia principal entre asilo y refugio?

Para empezar, lo primero que vamos a hacer es definir qué es cada uno de estos estatus y luego, hablaremos de sus diferencias.

¿Qué es asilo?

Es un derecho contemplado en la Declaración de los Derechos Humanos y establece que toda persona puede buscar residencia y protección fuera de su país de origen, al huir de un conflicto o de una persecución que coloca su vida en peligro.

Las causas de persecución pueden ser diversas: de carácter religioso, racial, género, orientación sexual, grupo social, nacionalidad u opinión política.

¿Qué es refugio?

El refugio, en términos generales, se refiere a la noción de una persona que ha solicitado el asilo y se le ha aceptado. Más aún, este concepto se ha ampliado para englobar las circunstancias en los que se genera una huida masiva de personas debido a guerras o desastres naturales: niños en entornos bélicos, mujeres amenazadas por agresiones sexuales o casadas por la fuerza, integrantes de grupos religiosos o étnicos, etc.

El estatuto del refugiado está recogido en la Convención de Ginebra de 1951, suscrita por 142 Estados. Los firmantes están obligados a garantizar la seguridad de los refugiados no devolviéndolos a sus países de origen y protegiendo sus derechos humanos, incluyendo su acceso a educación, sanidad y trabajo, entre otros.

Para ocuparse de estas cuestiones, la ONU creó el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados ACNUR, organismo que se encarga de atender las necesidades de desplazados internos, refugiados y solicitantes de asilo, así como de facilitar su ubicación en países de acogida.

 

La diferencia fundamental entre asilo refugio es que el primero se otorga generalmente a un individuo y el Estado asilante no tiene que explicar las razones para ofrecerlo o negarlo. En cambio, el refugio tiene carácter humanitario y se le otorga principalmente a un grupo. En este segundo caso, el Estado receptor debe justificar sus razones para rechazar a los refugiados.

 

Los Abogados de Kameli y Asociados están altamente calificados en materia migratoria. Contáctenos hoy a nuestra oficina para evaluar su caso (312) 232-1000.

 

 

 

Do you receive Law Offices of Kameli & Associates Newswire?